Las termitas subterráneas requieren condiciones medioambientales específicas que propicien el establecimiento de sus colonias, esto es, un ambiente húmedo o un suelo húmedo, elemento suficiente para propiciar el medioambiente adecuado para estos insectos.

Como las termitas son insectos de cuerpo blando que pierden agua con gran rapidez una vez se encuentran expuestos al aire seco, esta es la razón fundamental por la cual estas termitas construyen túneles de barro con los cuales se protegen del ambiente exterior; estos túneles son esenciales para propiciar un ambiente cerrado, mantener un ambiente húmedo y protegerse de sus enemigos naturales, fundamentalmente las hormigas.

En la época de otoño, las termitas se mueven aún más abajo donde las condiciones de humedad y la temperatura son óptimas, en la primavera las termitas suben buscando ambientes mucho más frescos. Cuando las condiciones de temperatura y humedad resultan ideales, las termitas pueden subsistir en la parte superior durante todo el año.

Como elementos fundamental de subsistencia, si las termitas subterráneas encuentran las condiciones en las construcciones, les propinan el alimento, la humedad y la temperatura ideales y estas permanecen estables durante todo el año, calefacción durante el invierno y condiciones frescas en el verano.

Blanco Plagas: control de plagas en Barcelona

El tipo de suelo también resulta ser muy importante para el establecimiento de estas termitas, ya que estas prefieren vivir en suelos más livianos, franco a arenosos más que aquellos suelos arcillosos o suelos pesados y duros, no obstantes estos insectos no pueden sobrevivir en muchos tipos de suelos.

Es evidente que el cómodo hábitat de estas también depende de la disponibilidad de alimentos con el que estas cuenten ya que estas termitas prefieren maderas blandas como el pino y el álamo que posean entre veinte y treinta por ciento de humedad, ya que una colonia compuesta por 60000 obreros, que cuente con las condiciones ambientales necesarias, pueden consumir cinco gramos de madera en el día.

Por lo tanto un pedazo de madera de 30 cm de largo por 2 o 4 cm de ancho, tardará 118 días es ser consumido completamente por las termitas subterráneas, cuando estas no encuentran su alimento preferido, pueden consumir otro tipo de madera o cualquier otro elemento que posea celulosa, como papel, cartones, entre otros.

FUENTE:EXPERTOENTERMITAS.ORG

Blanco Plagas: control de plagas en Barcelona